El truco está en cómo llevarlo, para transformar un look sencillo, en algo rompedor, añadiendo un simple accesorio como son los pañuelos.

En este artículo os vamos a hablar tanto de los pañuelos, como de los fulares, ya que ambos, por muy simples que parezcan, son uno de los accesorios más versátiles de esta primavera.

Los hemos conocido al cuello, pasando por rodearlos a la cabeza, como las antiguas divas de Hollywood, también lo hemos llevado tipo top anudado a la espalda, o como cinturon, ¡incluso lo hemos usado para decorar nuestro bolso!

Parece mentira, pero un accesorio tan simple puede convertirse en absoluto protagonista de nuestro look. Tanto en un look sporty con vaqueros y deportivas, como con un vestido estilo boho.

Pese a que hace unos años los pañuelos de tamaño mediano estuvieron de moda, actualmente la tendencia es en tamaño xxl y repletos de estampados y colores vivos.

Aunque si hay una celebrity que ha explotado al máximo el uso de pañuelos, esa es Olivia Palermo, quien incluso los empleó para cubrir su mascarilla (en este post os hablamos de esta tendencia).

Tipo bandana: esto es muy diva de Hollywood. Se podría poner tanto ‘tipo pirata’ tapando toda la parte superior de la cabeza, o como ‘diadema’, atándolo y dejando el flequillo al descubierto.

Top veraniego: lo haríamos con un pañuelo de tamaño grande. Para ello, colocamos el pañuelo doblado en una especie de rulo, en el centro de la espalda y dibujamos una X para llevarlo hacia el pecho, y así cubrirlo. Lo cerramos con un nudo en la nuca. También podemos dejarlo tipo ‘palabra de honor’, como hemos visto en la web de Bimba & Lola.

Al cuello: es la forma más clásica, y la que nunca pasa de moda. Podemos cerrarlo con una lazada, o simplemente con un nudo, en la parte delantera o lateral. Aunque también lo estamos viendo últimamente con forma de pico y cerrado en la parte frontal (como en la foto anterior, donde vemos a Olivia Palermo lucir esta tendencia).

Estilo coletero: es de las opciones más fáciles, ya que solo tenemos que hacer una coleta y cubrirla con una lazada.

Complemento del bolso: se puede anudar en el asa, dejándolo que cuelgue. Aunque también se puede envolver en espiral por las asas.

Como cinturón: simplemente tenemos que anudarlo a la cintura, con el pantalón y la falda.